por la noche

106240689_552598355414516_4490785783859861990_n

por la noche,
abríamos las ventanas,
para que el azul de nuestros pechos
se llenará de las brisas nocturnas
y nuestros cuerpos
arrebataran la luz a las mariposas

y entraban las estrellas
con sus colores y rayas,
mientras un ejército de farolas
nos reprendía por nuestra pereza.

el roble añejo

1

Soy el  niño que escribe

versos a las sombras

a las estrellas que ya no están

porque se fueron.

Soy el hombre que pasea

con dos pasos

con el amor lleno de coronas

con las alegrías de una nueva primavera.

Y al llegar al recodo del bosque

un roble añejo me susurra al oído

que el reloj es algo pequeño

y que al tiempo se lo comen las nubes.

vida 3

98149656_171615854256272_8863181532653265411_n

El bosque está callado,
sus ramas son espumas blancas
tiene espinas en sus brazos
alfombras verdes en su estómago
y las pisadas recientes de un niño.

El bosque está callado,
con la cautela de los labios de piedra
con el yugo de los murciélagos
deja que los pájaros
se hagan casas de viento.

Y al salir de sus brazos ,
después de comernos los senderos
se abren las carnes
y aparece la vida azul.